Abdominoplastia

La abdominoplastia es una operación que permite eliminar el exceso de piel y grasa abdominal y corregir la flaccidez muscular. Aquellas personas que han tenido variaciones importantes de peso o que han estado embarazadas pueden presentar una redundancia cutánea y una debilidad de los músculos abdominales, que en muchas ocasiones no desaparece con la dieta y el ejercicio físico.La abdominoplastia consigue un abdomen más plano, más firme y una cintura más estrecha.

Durante la intervención se elimina el exceso de piel y se refuerza con puntos la musculatura abdominal, dejando una cicatriz en por encima del pubis que en ocasiones es necesario prolongar hasta las caderas, pero que queda oculta con la ropa interior o de baño y otra en el interior del ombligo.

Nuestro concepto de abdominoplastia no se reduce a eliminar el exceso de piel sobrante, sino que buscamos un verdadero remodelado del abdomen, incorporando técnicas como la liposucción durante la misma intervención para eliminar acúmulos adiposos indeseados, conseguir una silueta más definida y un abdomen más plano.

 

En nuestra Unidad realizamos este procedimiento bajo anestesia general con el fin de ofrecer una mayor seguridad. La intervención dura aproximadamente unas dos horas y media, tras la cual colocamos una faja que será preciso llevar de 3 a 4 semanas, para ayudar a que se adapte la piel del abdomen a la nueva situación Al día siguiente de la operación podrás irte a tu domicilio y en los días posteriores te veremos para realizar las revisiones e iniciar el tratamiento con fisioterapia. Al cabo de unos días te podrás incorporar a tu vida cotidiana con total normalidad.

¿Tienes alguna duda? Contacta con nosotros

Lifting de brazos y muslos

El lifting de muslos o brazos consiste en la corrección del exceso de piel acompañado de descolgamiento que sucede en estas extremidades. Estas situaciones son más frecuentes en aquellas personas que han reducido drásticamente su peso, ya sea mediante una cirugía de la obesidad o bien mediante dieta y cambio de hábitos.

En el caso de los brazos el procedimiento consiste en eliminar este exceso de piel acompañado del exceso de tejido graso mediante liposucción, ocultando la cicatriz en la cara interna de los brazos.

Cuando se realiza un lifting de muslos, la cicatriz se oculta en la zona de la ingle, aunque cuando el grado de flacidez presente es considerable puede ser necesario prolongar la cicatriz dentro de la cara interna del muslo.

Con esta operación se puede conseguir:

  •          Eliminar el exceso de piel  y el descolgamiento del brazo o el muslo.

  •          Obtener un contorno de la extremidad tratada rejuvenecido.

  •          Eliminar la aparición de eczemas e irritaciones en aquellas personas que tienen mayor flacidez cutánea.

  •          Poder recuperar prendas de vestir que no se usaban por problemas de autoestima o de irritaciones.

En nuestra Unidad realizamos este procedimiento bajo anestesia general con el fin de ofrecer una mayor seguridad. La intervención dura aproximadamente unas dos horas, tras la cual colocamos una faja que será preciso llevar de 3 a 4 semanas, para ayudar a que se adapte la piel de la extermidad a la nueva situación y mejorar el proceso de cicatrización. Al día siguiente de la operación podrás irte a tu domicilio y en los días posteriores te veremos en la consulta para realizar las revisiones e iniciar el tratamiento con fisioterapia. Al cabo de unos días te podrás incorporar a tu vida cotidiana con total normalidad.

Detrás de cada intervención hay un gran equipo humano integrado por enfermeras, anestesiólogos, médicos de guardia,… que cuida de que todo transcurra perfectamente y con la máxima seguridad durante el tiempo que permaneces en el hospital como cuando estés en tu domicilio.

¿Tienes alguna duda? Contacta con nosotros

Ginecomastia

La ginecomastia consiste en un aumento del tejido mamario en el varón. Esta situación puede ocurrir por multitud de motivos: como efecto secundario de algunos tratamientos farmacológicos, consumo de anabolizantes, trastornos metabólicos, por causas no bien esclarecidas,… La ginecomastia puede afectar a una o a ambas mamilas y puede ser predominantemente glandular, graso o mixto.

Con esta operación se puede conseguir:

  •          Un tórax plano.

  •          Reducir o corregir asimetrías entre ambas regiones pectorales.

  •          Reafirmar la piel del tórax.

    OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La intervención consistirá en eliminar el exceso de tejido glándula a través de una pequeña incisión en la mitad inferior de la areola. Cuando la ginecomastia incluye un componente graso importante es aconsejable asociar la liposucción para mejorar el resultado. En aquellos casos en los que existe un descolgamiento cutáneo importante, como en aquellas personas que hayan presentado cambios de peso importantes, puede ser necesario realizar cicatrices adicionales para eliminar el exceso de piel.

En nuestra Unidad realizamos este procedimiento con anestesia local y sedación o con anestesia general en función del grado de la ginecomastia, sin ser necesario el ingreso hospitalario en muchos casos. La intervención dura aproximadamente una hora y media. Al finalizar se coloca una faja que ayuda a la cicatrización de los tejidos y a la readaptación de la piel. En los días posteriores te veremos en la consulta para realizar las revisiones e iniciar el tratamiento con fisioterapia. Al cabo de unos días te podrás incorporar a tu vida laboral con total normalidad.

¿Tienes alguna duda? Contacta con nosotros

Liposucción

La liposucción, también conocida como lipoescultura, es una técnica quirúrgica empleada para eliminar depósitos de grasa en diferentes zonas del cuerpo. Suele aplicarse mayoritariamente en el abdomen, pero también en la cara interna de los muslos, las caderas, la cara interna de las rodillas, las pantorrillas, los tobillos, las llamadas popularmente “cartucheras”, los brazos y la papada.

Consiste en la aspiración de la grasa mediante la introducción de una cánula conectada a un sistema de vacío. Se realiza siempre con anestesia, que será local con sedación, epidural o general dependiendo de la cantidad de grasa a aspirar. El tiempo en quirófano variará también en función de dicha cantidad de grasa y de las diferentes zonas del cuerpo que se haya decidido tratar.

Durante la operación de liposucción, el cirujano plástico realiza una incisión e introduce primero unas cánulas para infiltrar una solución anestésica y vasoconstrictora. A continuación, introduce las cánulas con las que aspirar la grasa. Al mismo tiempo, el paciente es controlado por un anestesista, que va suministrando los fármacos y líquidos necesarios.

En la mayoría de las ocasiones, la liposucción no requiere ingreso hospitalario, salvo en los casos de intervenciones muy extensas, para lo cual puede ser necesario un ingreso de 24 horas. Al acabar, se coloca una faja, medias o vendaje elástico sobre la zona tratada para controlar la inflamación y el sangrado y ayudar a la piel a adaptarse al nuevo contorno.

El paciente deberá llevar las 24 horas del día estas prendas de compresión durante tres o cuatro semanas y, transcurrido este tiempo, dependiendo del caso, continuará con ellas unas semanas más sólo durante el día o cuando realice ejercicio. Es conveniente que tome antibióticos para prevenir infecciones y otros medicamentos para el dolor. En cualquier caso, los puntos le serán retirados entre cinco y diez días después de la cirugía y podrá volver a trabajar en unos días.

Respecto a la recuperación, es un proceso gradual. Los primeros días tras la cirugía, las áreas intervenidas suelen estar hinchadas y con algunos hematomas, que desaparecen en las primeras semanas. Una mínima inflamación puede mantenerse durante seis o más meses y algunos pacientes pueden notar una sensación de quemazón y de pérdida de sensibilidad en la zona tratada, que desaparece también en las semanas siguientes.

La liposucción es, pues, una técnica efectiva para proporcionar un nuevo contorno corporal, ya que sus resultados pueden ser permanentes, siempre y cuando el paciente mantenga una dieta adecuada y practique ejercicio periódicamente. Pese a lo anterior, uno de los mitos más extendidos en torno a esta intervención es que ayuda a perder peso, pero no es así. Se trata de un método para retirar acúmulos localizados de grasa que no responden ni a la dieta ni al ejercicio. Por tanto, no es tampoco un tratamiento para la obesidad ni una técnica que ayude a eliminar la celulitis.

¿Tienes alguna duda? Contacta con nosotros

Lipofilling corporal

El tejido adiposo de zonas no deseadas que se elimina durante una liposucción puede ser un material excelente para moldear y volumizar otras zonas de nuestro cuerpo. Actualmente, es posible extraer este tejido adiposo sin dañarlo, purificándolo para eliminar aquellos componentes que aumentan la inflamación y mejorando su integración en aquellas regiones que queremos mejorar

La gran ventaja del tejido adiposo con el fin de dar volumen a diferentes zonas del cuerpo como las mamas, los glúteos o la cara es que su origen procede de la misma paciente, evitando su rechazo y logrando resultado más naturales. Además el tejido adiposo transferido se integra de manera definitiva en un porcentaje cercano al 80%, ofreciendo resultado perdurables a largo plazo con mínimas complicaciones.

En nuestra Unidad tenemos amplia experiencia en lipotransferencia, siendo una técnica habitual en nuestro día a día logrando excelentes resultado. Ademas presenta la ventaja de utilizar grasa en zonas con acúmulos no deseados, logrando un doble beneficio. El procedimiento es con anestesia local y sedación o bien con general y puede realizarse sin ingreso en muchas ocasiones. Al finalizar colocamos una faja que será necesario mantener unas 3 semanas aproximadamente.

¿Tienes alguna duda? Contacta con nosotros

Cirugía íntima femenina

Los partos, el paso del tiempo o en ocasiones simplemente el desarrollo de los genitales externos, origina situaciones en las que la paciente no se encuentra cómoda con sus órganos sexuales, lo que repercute además de en sus relaciones sexuales, en otros ámbitos de sus vida y al hecho de vestir traje de baño o prendas cortas y/o ajustadas.

Los procedimientos que realizamos en nuestra Unidad son:

Labioplastia o reducción de labios menores: Consiste en mejorar la forma y el tamaño de los labios menores, evitando que aparezcan por fuera de los labios mayores. Es un procedimiento que se realiza bajo anestesia local y con buena tolerancia por parte de las pacientes, permitiendo que se puedan ir a continuación a su domicilio.

Rejuvenecimiento de pubis: Algunas personas presentan un exceso de tejido graso en el pubis mientras que otras pueden presentar una atrofia grasa en el monte de venus, dando un aspecto envejecido. Mediante técnicas de liposucción y lipoinfiltración con anestesia local y sedación podemos remodelar esta zona.

Rejuvenecimiento de los labios mayores: Con los años puede producirse un descolgamiento de la piel de esta zona con una pérdida de turgencia, con un aspecto poco juvenil. Mediante técnicas de lipoinfiltración y remodelado cutáneo es posible rejuvenecer esta zona.

¿Tienes alguna duda? Contacta con nosotros